El amor es la única energía que puede transformar el dolor en belleza, las despedidas amargas en despedidas dulces… lo puede cambiar todo y también hace que todo sea posible.

Muchas veces nos creemos que el amor es lo único que importa en una relación y, por eso, decimos: “Si yo le/la quiero (amo), ¿Cómo no voy a poder estar con el/ella?”

El amor no es suficiente

La realidad es que el AMOR no es suficiente para que una relación se mantenga, pero si es un requisito imprescindible.

Recuerda que el amor al otro termina donde empieza tu amor propio, y esto es una regla básica para que toda relación se mantenga en el tiempo.

Precisamente por amor, muchas veces, tenemos que soltar (cerrar) las relaciones, porque te amas tanto y le amas tanto que no puedes permitir que la relación se convierta en un sufrimiento. El amor es sencillo, fácil, fluye y siempre encuentra el camino.

La relación más importante de mi vida yo la solté, no porque no hubiera amor (había tanto amor que no cabía en el mundo entero). La solté porque no nos estábamos queriendo bien y eso hace tanto daño que, a veces, deja huellas irreparables.

El amor está por encima de las relaciones, yo le seguiré amando cada día sabiendo que desde la distancia le estoy queriendo mejor.

El querer se aprende y es muy necesario aprenderlo. Primero tenemos que aprender a querernos a nosotros mism@s y, del mismo modo, aprender a querer a nuestro compañero.

Un buen querer consiste en…

  • Da espacio y tiempo individual a la pareja
  • Crea espacios conjuntos de compartir y disfrutar
  • Es un apoyo incondicional
  • El respeto es lo primero
  • No invade ni menosprecia ni encarcela, da alas para volar.
  • Impulsa y multiplica
  • La comunicación es sincera, clara y transparente
  • Cada uno expresa libremente lo que quiere y necesita en cada momento
  • Llegan a acuerdos como adultos y se cuidan mutuamente
  • Hay espacios de amor, y de sexo sagrado (compartir)
  • El autoconocimiento y el conocimiento del otro es una prioridad
  • Se impulsa al otro a avanzar y a conseguir sus sueños
  • La fluidez y la facilidad está presente en todo
  • Soluciona los conflictos desde la paz y la tranquilidad
  • Tienen sus necesidades cubiertas de manera individual y cada uno es feliz con su vida
  • Se basa en un modelo de interdependencia y en un apego sano
  • Respetan sus decisiones y toman las mejores decisiones conjuntamente
  • Son un equipo

Analiza tu relación de pareja

Chequea tu relación de pareja y busca aquellas cosas que quieras mejorar, recuerda que el respeto parte de respetarte tú y, para ello, no puedes obligar a nadie a que mejore algo que no quiere mejorar. Puedes proponer y buscar llegar a acuerdos, si no… el trabajo lo tienes que hacer tú contigo mism@. Todo cambio parte de nosotr@s mism@s.

Si hay cosas a mejorar en tu relación, no huyas, quédate un poco más y busca siempre la manera de avanzar juntos desde el respeto y la libertad.

Pero si ya has dado varias oportunidades a esa relación y nada cambia, es el momento de partir, de desapegarte, de avanzar y de reencontrarte contigo mism@.

Recuerda, el amor real es aquel por el cual podemos soltar a una persona sabiendo que la amamos con todo nuestro corazón.

“Te quiero tanto, y como te quiero, te suelto para que vivas tu vida y yo viva la mía, para que encuentres lo que te haga feliz y yo lo que me haga feliz a mí. Te suelto con tu bonito recuerdo y con tu sonrisa en mi retina, soltando la mochila y decidiendo llenarla de nuevos recuerdo”

? DESCUBRE CÓMO SER FELIZ EN PAREJA

“El amor es la única energía que puede transformarlo todo”?